¡No tuvieron vergüenza! Humillan al Atlético de San Luis y pagará 120 millones


Ituriel Pérez

Cuando menos lo quería la afición, fue cuando llegó la peor de todas las derrotas, el Atlético de San Luis fue víctima de sus propios errores y quedaron muy lejos de mostrar ese orgullo que tanto necesitaban para terminar por ser vapuleados por 5-1 por los Tuzos del Pachuca.

Confiados desde los primeros minutos los visitantes aprovecharon las bondades de la marca local, siendo un error por demás pronunciado la determinación por parte de Leonel Rocco para alinear al novato Luis Ramírez en un partido de vital importancia.

La culpa no era del rival y Felipe ‘Pipe’ Pardo hizo lo que quiso con la marcación del jovencito que tuvo una noche verdaderamente traumática, prácticamente los primeros dos tantos de la visita fueron producto de ello y gracias a Roberto de la Rosa los de la Bella Airosa lo comenzaron a dominar sin mayor problema.

Cuando todo pintaba mal un pequeño respiro de esperanza llegó cuando tras un cobro de tiro de esquina a los 27 minutos, el exjugador del León, Ramir González y tal como lo hizo en diversas ocasiones logró conectar con la testa para vencer al meta Oscar Ustari y meter al San Luis a la pelea.

Así comenzó el segundo tiempo, con un partido que estaba a tiro de piedra para los de Leonel Rocco, pero cuando apenas buscaban afianzarse dentro del terreno e juego, en definitiva la noche se vino para el cuadro rojiblanco que no pudo hacer otra cosa más que doblar las manos.

El jovencito capitalino Erik Sánchez aprovechó la pobre y triste marcación de los zagueros locales para mandarse en par de ocasiones con disparos muy bien colocados para batir al guardameta argentino Axel Werner, con lo que la pesadilla comenzó a gestarse.

Todavía Romario Ibarra en otra de las llegadas tuzas, no perdono y perforo las redes potosinas para colocar el 5-1, en un partido en donde el San Luis lucia totalmente asfixiado, sin ánimos. Pero los hidalguenses no se cansaron de hacer goles y a los 65 nuevamente Ibarra no perdono la inoperancia de la zaga y puso el sexto, mismo que de suerte para los locales no termino por contar debido a una mano.

Así entonces no hubo tiempo para más y San Luis culminó con su segunda peor campaña de manera consecutiva con 11 derrotas, con el peor funcionamiento cortesía de un técnico que jamás se adaptó y entendió la magnitud de lo que se jugaba. Así terminó un nuevo y humillante capitulo en la historia del futbol potosino que se verá condenado a ser el primer equipo en e nuevo formato en pagar la multa de los 120 millones de pesos.