domingo, junio 16, 2024
23.3 C
San Luis Potosí

Inminente cambio de dirigencia en PRI

El tricolor se enfrenta

Publicado:

La inminente renuncia de Elías Pesina a la dirigencia, ha generado una serie de disputas y polémicas internas en el tricolor.

Desde hace un par de semanas, comenzó a esparcirse el rumor de la inaplazable renuncia de Elías Pesina Rodríguez a la dirigencia estatal del Revolucionario Institucional, motivada en buena parte por la presión del gobernador Ricardo Gallardo Cardona, y en otra parte por el casi inexistente trabajo de oposición que ha realizado del partido desde 2021.

A esto habría que sumarle que el «tiro de gracia» vino con la renuncia del alcalde de Rioverde, Arnulfo Urbiola Román a las filas priístas y su posterior adhesión al PVEM. Previamente importantes activos políticos como al diputado Mauricio Ramírez Konishi y los alcaldes de Alaquines, Flora Isela Hernández, y de Coxcatlán, Roberto Cruz Hurtado, también habían anunciado su renuncia al PRI.

Según trascendió, durante esta semana, representantes de Alito Moreno, dirigente nacional del PRI, acudieron a las instalaciones del partido para preparar el terreno para el cambio de dirigencia, que de momento sería en calidad de «delegación«, toda vez que el periodo legal de Pesina Rodríguez concluiría hasta 2024.

Durante estas visitas, se barajeó la posibilidad de que Sara Rocha Medina, aliada incondicional de Óscar Bautista Villegas encabece la dirigencia. En un primer momento, se dijo que la Secretaría General sería tomada por la diputada federal Frinné Azuara Yarzábal, sin embargo recientemente se habló de la posibilidad de que sea el síndico capitalino Víctor Salgado quien asuma este cargo, «con la bendición» de la dirigencia nacional, que aún toma en cuenta el legado de Aurelio Gancedo, quien dejó bien parado a su protegido.

Cabe señalar que ni Rocha Medina ni el mismo Bautista Villegas cuentan actualemente con mucha aprobación dentro del partido, y es que, su cercanía con el partido del gobernador y su turbulento pasado, fueron, para muchos, parte de las causas de la debacle del PRI, debido a sus múltiples escándalos de corrupción, mal manejo de recursos, mal gobierno y falta de resultados.

Sin embargo, los anteriores movimientos han causado cierto escozor entre la militancia priísta, sobre todo la capitalina, que concentra la mayor cantidad de participación y de actores relevantes, ya que, al menos en las reglas internas del PRI, quien debería asumir la dirigencia tendría que ser la regidora capitalina Martha Orta Rodríguez, quien cuenta con la simpatía de los sectores más cercanos al propio alcalde Enrique Galindo, primer priísta del estado.

De llamar la atención que esta mañana, Yolanda Josefina Cepeda, solicitó al Congreso del Estado, licencia a su cargo, supuestamente por motivos de salud «incapacitantes», aunque en sus estados de Whatsapp y redes sociales se le nota de un ánimo muy diferente y hasta optimista.

Aunque hasta el momento todo son supuestos y meros trascendidos de pasillo, lo cierto es que se vive una tensa calma en el edificio de la calle Colosio, toda vez que por sus oficinas ya se pasean algunos perfiles que comienzan a medir paredes y preguntan a los ya pocos empleados del partido sus opiniones sobre tal o cual cosa.

- Publicidad -

Más noticias

Información relacionada

Lo más nuevo