sábado, enero 28, 2023
24.2 C
San Luis Potosí

Quien sea, menos Gama

La Teoría del Meme, una columna de Chucho Ramírez

Publicado:

Movimiento Ciudadano sigue siendo la tierra prometida, tanto para la oposición como para los aliados de la gallardía

La renovación de la dirigencia estatal de Movimiento Ciudadano comienza a parecer leyenda urbana, de esas que todo mundo conoce pero a nadie le tocó ver, y es que nuevamente, el plazo para elegir al sucesor de Govea al frente de los naranjas, se aplazó hasta marzo y será si dios quiere (o sea, Dante Delgado).

La cosa está por demás compleja, ahí está el pobre Mauricio Ramírez, a quien todo le salió mal; Marvely Costanzo, que ya se frota las manos; Sebastián Pérez quien trae la negociación arriba, pero nada abajo; Pablo Gil Delgado, el pariente del jefe; el mismo Eugenio Govea, que con cada día que pasa se vuelve más difícil sacarlo del edificio de Independencia; y Marco Gama, que se ha convertido en el indeseable.

Ustedes me dirán, pero Chucho, ¿por qué dices que Gama se ha vuelto el indeseable? Pues muy sencillo, porque Marco Gama quiere Movimiento Ciudadano para regalárselo a Ricardo Gallardo… ¡PUM!

Asíesmente, querido lector, querida lectora, no les engaño… Marco Gama quiere quedarse con las naranjas para exprimirlas y llevarle un fresco jugo y un par de huevitos revueltos, directito y a la cama del señor gobernador.

No son suposiciones ni alucinaciones mías, me cae que no. Miren, en el 2020 cuando en el PAN se estaban dando hasta con el retablo de la virgencita en la elección interna, todo indicaba que pese a sus diferencias con la dirigencia, Xavier Nava sería el bueno para el tiro del 2021, o al menos, que sería el único que contenderia contra Octavio Pedroza por dicho honor (?).

Al final, ese proceso se vio enturbiado por muchas cosas, pero lo más curioso fue que Marco Gama, aún a sabiendas de que no podía ganar, decidió mantenerse hasta el final en la lucha.

Curioso es que el ahora senador progre, estuviese «apadrinado» (jajaja) por el mismísimo Ricardo Gallardo Cardona, quien a través del susodicho, se encargó de desgastar y grillar el proceso interno del blanquiazul, a fin de fortalecerse en su trinchera verde.

El trato, (si es que se le puede llamar así), era que el Pollo le iba a meter unos billetes a la precandidatura de Marco Gama, a cambio de que el Senador le ayudara con unos asuntos desde la curul y posteriormente, tal vez, podría incluso ser considerado para una secretaría post-2024.

El tiro le funcionó muy bien, Nava salió devastado de la interna del PAN y Pedroza Gaitán no le alcanzó el tiempo de campaña para recoger lo caído, incluidos los y las desertoras.

Ahora, con su nueva ideología progresista-a-medias de la alegría, Marco Gama anda muy activo y tomándose muchas fotos con quien se deje y con quien le convenga (claro), para intentar gustar a Dante Delgado, quien a final de cuentas decide.

Si Marco Gama se queda con el comite estatal de Movimiento Ciudadano, no le conviene a nadie: ni a Sebastián Pérez, que aunque quiera, no puede quitarse de la espalda la etiqueta de Nava; ni a Govea, quien hay que reconocerle ha sido de los pocos opositores abiertos a la gallardía; tampoco le conviene a Marvely, quien aunque con sus limitantes políticas, ha sido la más congruente en su carrera, basta recordar que ella fue la única candidata en 2021, que no le «levantó la mano» a Gallardo cuando ganó.

Es más, ni a la ciudadanía nos conviene, imagínense que el único partido que realmente podría representar una oposición en 2024 y 2027 esté en las manos del gobernador. Asi nomás no.

Les pregunto, ¿acaso han escuchado una declaración de Marco Gama reclamándole algo, lo que sea, tantititito al Gobierno del Estado? Por que eso si, para hablar del Gobierno Federal, hasta mete el copete en las redes sociales ajenas.

Las oscuras intenciones de Marco Gama y su complicidad con Ricardo Gallardo ya salieron a la luz, y los demás aspirantes a la dirigencia del movimiento naranja ya lo torcieron, por lo que activaron las alertas y ya andan hasta juntándose para ver como le hacen y que llegue el o la que sea, menos Gama, porque entonces si, se les acaba la alegría.

- Publicidad -

Más noticias

Información relacionada

El cuadro de honor

Hágase tu voluntad

Lo más nuevo